Buscar

Mamifutura

Mis sentimientos y pensamientos como madre

Categoría

Etapas

La Nevada Histórica del 2021

No sé lo que se contará en el futuro sobre lo que ha pasado estos días. No sé qué cosas no se están contando ahora que se sabrán después, pero sí sé cómo lo estamos viviendo en nuestra familia y eso es lo que quiero compartir para que lo tengamos en el recuerdo.

Dicen los telediarios que es una nevada como no se ha visto en 50 años. Madrid capital totalmente colapsado y el resto del país muy blanco en general. Filomena (nombre de la borrasca que nos ha traído estas cosas) ha dejado el terreno perfecto para que después las bajas temperaturas lo hielen todo. Han cerrado los colegios una semana y están recomendado el teletrabajo como a principios de la pandemia. Está siendo un recordatorio curioso del confinamiento, pero pudiendo salir y disfrutando de la nieve.

Contrario (antes conocido como Papá Fúturo, pero estoy cansada del lío de sus nombres en mis webs) ha sido quien ha despejado la entrada y salado el pasillo. También ha hecho labor de voluntariado con su 4×4 en una iniciativa conocida como SOS4X4 donde se hacían los traslados de sanitarios y pacientes a hospitales que no podían.

El primer día de nieve Contrario se fue con los niños a Casa de Abu. En principio no queríamos que saliera Peque, pero insistió mucho y se puso muy triste. Así que con el trineo se hicieron el camino y llegaron muy bien y él se divirtió mucho.

Al día siguiente repetimos, pero ya toda la familia e hicimos un muñeco de nieve. Fue el primer muñeco de nieve de toda mi vida. Coincidimos en el jardín los tíos y nosotros (los abus se quedaron dentro de casa) y nos divertimos mucho intentando montarlo. La verdad es que me gustó mucho más de lo que me imaginé. Es bastante alto y creo que ha quedado muy bonito.

Mayor se quedó con los tíos e hizo más muñecos de nieve, de varias bolas y se lo pasó realmente bien. Va a ser un gran aficionado de los muñecos de nieve.

Luego, como nos gusta mucho, hicimos una excursión en 4×4 por los caminos. Alguien diría que es irresponsable, pero realmente lo hicimos para practicar y saber actuar en caso necesario. Además de poder ayudar. No pasó nada y si hubiera pasado, estábamos preparado (aprovecho y os recuerdo el post sobre: qué cosas llevar en el coche en invierno de Supervivencia en Familia)

Luego, cuando la nieve se convirtió en hielo, hicimos menos actividades fuera de casa. Nos refugiamos en nuestro hogar al calor de la chimenea e hicimos más piña en familia. Aprovechando algunos regalos de estas navidades.

Visita al Especialista. Endocrino VII

He perdido la cuenta de las veces que he ido al endocrino desde que tengo este blog. ¿Por qué sigo yendo? Pues como os contaba y trato de recordar siempre para mujeres que están en búsqueda… Una vez, hace muchísimo tiempo, me detectaron hipotiroidismo subclínico. No requirió de tratamiento ni dieta especial ni nada, sólo control rutinario y al año y medio ya dejé de tener hipotiroidismo, por lo que casi me olvido que alguna vez lo tuve.

En el embarazo de Niño Fúturo resurgió y la bronca de la endocrino por no haber acudido antes de su búsqueda fue monumental. Así que, para ahorrar esa bronca a toda futura madre, siempre trato de recordar que antes de una búsqueda deberemos acudir a este especialista. Incluso antes de ir a un ginecólogo.

En esta ocasión he acudido porque como os contaba AQUÍ, tengo un exceso de peso importante y quería controlarlo antes de renovar la búsqueda de mi Bebé Arco Iris. Así que he ido a la revisión de los resultados.

No me explayo más, pero es que la visita fue tan corta que estáis tardando más en leer hasta ahora que lo que estuve dentro. Me saludó, revisó mi analítica, dijo que todo estaba bien, me pasó la siguiente analítica para dentro de dos meses y adiós.

No me pesó, no me preguntó cómo estaba llevando la dieta… Sólo me preguntó si ya estaba embarazada. Me preguntó por mi regla, le dije que se me había adelantado casi una semana. Metió datos en el ordenador y me dijo que todo estaba bien.

Salí corriendo… recordemos que tengo cierta fobia a la bata blanca y acudir sola a los médicos me bloquea. Así que no le dije lo del peso tampoco, no le pregunté cosas que no entendía de la analítica ni le pedí permiso para embarazarme. Me fui y punto.

Métodos de Prevención del Embarazo. Experiencia

¿Como evitar un embarazo? Es algo que te puede aclarar cualquier médico, amigo, matrona, ginecólogo, etc. que se precie. Siempre te van a contar los pros y los contras de cada uno de ellos y no se meten en las vivencias personales de cada uno. Aquí quiero contar todos los que he probado, más o menos ortodoxos, y qué sensaciones pueden aportar a cualquiera que se decida probar uno de ellos.

He puesto métodos de prevención del embarazo y no he escrito métodos anticonceptivos porque algunos no lo son. Los métodos anticonceptivos son barreras explícitas a quedarte embarazada, mientras que también hay métodos que evitan un posible embarazo pero no la concepción si se produce el coito. Quiero aclarar que los métodos anticonceptivos son de tipo médico o, más bien, farmacéutico. Mientras que los métodos de prevención de los que voy a hablar no requieren ninguna compra (aunque los hay también de dudosa fiabilidad).

Os prometo que no voy a ser explícita en el post, aunque me gustaría serlo… Creo que hay que naturalizar el sexo a partir de ciertas edades y olvidarnos del tabú que hay alrededor. El tabú ha causado que tengamos tantas inseguridades a ese respecto y muchas personas se pierdan una experiencia muy satisfactoria. Estoy convencida de que el tabú ha creado ciertos trastornos sexuales que no tendríamos si pudiéramos hablar abiertamente de las intimidades. No voy a ser explícita porque no controlo el público que entra y no quisiera herir sensibilidades a menores de 18 años.

Métodos Anticonceptivos

Píldora Anticonceptiva de Baja Hormona: Me fue muy bien. Es la píldora sin descanso, que las últimas 4 pastillas son de placebo. Pero te las tomas por rutina para no olvidarlas. Lo único es que a los dos años de tomarlas, me causaron un spotting incesante. No dejaba de manchar del principio de un ciclo a otro y pasaron unos dos meses y medio hasta que me dijeron la causa. No recuerdo el nombre técnico, pero según me explicaron, la píldora era de demasiada baja hormona para mí, necesitaba una cantidad de hornomas más fuertes.

Píldora Anticonceptiva Normal: Es la que requiere una semana de descanso antes de tomar el siguiente ciclo. Papá Fúturo notó la diferencia de ánimo al poquito, yo tardé en darme cuenta cómo de profunda estaba siendo la depresión. Cada vez iba más en aumento hasta que se convirtió en algo absurdo e insufrible.

Anillo Vaginal: Es lo mismo que la píldora anticonceptiva, es decir, un combo de hormonas, que te colocas tú misma en el orificio de la vagina y te lo quitas a las 3 semanas. Puedes quitártelo hasta 3 horas al día si molesta durante las relaciones. Mi experiencia es que es más cómodo que la píldora porque no tienes que estar atenta a si te la has tomado o no te la has tomado en la hora en la que has establecido tomártela. Pero en nuestro caso, en algunas ocasiones, sí interfería durante la relación. Nos molestaba y me la he tenido que quitar alguna vez. Pero al final, también empezaron a causarme depresión.

Preservativos: Nos pasamos a los métodos de “barrera” que se llaman también. Sinceramente, para la mujer es lo más práctico y limpio que puede haber, independientemente de que evita el embarazo. No guarrineas las sábanas ni tienes que tener el papel higiénico a mano. Para mí fue la revolución… pero al sector masculino no le proporciona el mismo placer. Lo que sí he notado es que también rompe un poco el ambiente. Estás con los preliminares tan a gustito y de repente tienes que parar e ir a buscar el preservativo, sacarlo de su envoltorio, ponerlo… para cuando tal, se te ha pasado el super calentón y casi tienes que volver a empezar con los preliminares (pero obviamente, pasas).

DIU: Se considera otro método de “barrera”, pero hoy en día hay de diferentes tipos. El de toda la vida es el Dispositivo Intra Uterino (DIU) de cobre. Me comentó mi ginecóloga que no me lo recomienda porque aumenta los sangrados y está indicado para mujeres que tienen poco o casi nada de sangrado, pero para las que tenemos matanzas de Texas, mejor uno de hormona.

En cuanto a los DIU de hormonas, hay de diferentes tipos. Normalmente aguantan 5 años, pero como a mí las hormonas me provocan depresión, nos hemos ido a un DIU de Baja Hormona, que aguanta un máximo de 3 años. Mi experiencia con el DIU la podéis encontrar siguiendo los posts de ESTE ENLACE. En resument: lo adoro, no he tenido ningún problema, he podido disfrutar de no tener depresión y jamás me ha causado más molestias que algún desarreglo hormonal por la combinación de hormonas del DIU y Lactancia Materna.

Métodos de Prevención del Embarazo

Método Ojino: La verdad es que no lo he probado, pero creía importante mencionarlo porque sí conozco experiencias de personas a quienes les ha funcionado muy bien. Este método no usa ningún anticonceptivo, ni de hormona, ni de barrera. Hay que conocer el ciclo muy bien (hay apps que ayudan y se pueden configurar para evitar el embarazo) y se trata de no tener relaciones los días en los que es probable tener un embarazo.

Para este método tenemos que tener presente que el óvulo tiene un ciclo de fecundación aproximado de 1 día y el espermatozoide de 3 días. Si somos puntuales (y debemos tener en cuenta que esto es relativo siempre), tenemos que evitar tener relaciones 3 o 4 días antes de la ovulación (aproximadamente el día 14 después del primer día de la menstruación) y 1 o 2 días después de la ovulación. Aprovecho para recordar que las probabilidades para quedarse embarazadas buscando un embarazo y sin ningún problema de fertilidad son del 20%, ¿pero quién se quiere arriesgar?

Un dato curioso por si no lo sabíais. La ovulación en realidad ocurre 14 días antes del primer día de la siguiente menstruación, pero como esto es difícil de calcular porque todavía no ha ocurrido, tenemos que hacer unos cálculos aproximados si nuestro ciclo es regular.

¿Qué pasa con quienes no tienen ciclos regulares? ¡¡Una auténtica tómbola!!

Marcha Atrás: Su eficacia está comprobada que no funciona. Pero sí, yo he practicado la marcha atrás. Se trata de disfrutar de la penetración y provocar la eyaculación fuera de la mujer. Para esto, es el hombre quien tiene que conocer su ciclo muy bien y deberá tener en cuenta que hay mini eyaculaciones involuntarias. No recomiendo su uso, pero considero importante hablar de ello. Bajo mi experiencia, también corta el rollo bastante, en el momento más “divertido” de todos… tienes que recurrir a otros juegos. Aunque si lo combinas con uno de los siguientes, puede seguir siendo divertido.

Masturbación: Normalmente la masturbación la consideramos como para uno mismo, pero os aseguro que también es muy divertida cuando se masturba a la pareja. Depende de la pareja, a veces esto se queda recluido únicamente al juego preliminar, pero también es divertido que sea el juego principal.

Sexo Oral: (Como he prometido no ser explícita, no os lo voy a describir) Me voy a limitar a hablar sobre mi experiencia. Es de los métodos de prevención de embarazo que me parecen más divertidos. Me encanta practicarlo. Depende del momento me gusta más darlo yo o recibirlo. Lo recomiendo tanto como juego preliminar como también para juego principal. Combinado con otros métodos u otros placeres puede ser increíblemente divertido.

Sexo Anal: Quizás sea sobre el que más difícil me cueste escribir. Al principio no me generaba placer. Por suerte tengo una pareja muy comprensiva y paciente y ha sabido llevarme a este terreno poquito a poco. En las ocasiones en las que sufría molestias por el sexo anal, enseguida cambiábamos de juego. De esta manera, poquito a poco y tras un año de practicarlo de vez en cuando, ¡¡consigo disfrutarlo plenamente!! Hemos usado también plug anales para ayudar a que cada vez la dilatación sea más placentera. Ha sido un proceso muy lento, no hay que marcarse un objetivo. ¡Cada mujer es un mundo! Tengo amigas que han disfrutado de ello desde la primera vez, pero no ha sido mi caso.

Lo que quiero decir con ello es quien quiere, también puede disfrutar de ello. Explorar el propio límite, tener paciencia, hacerlo con cuidado y con seguridad. La higiene anal antes de practicarlo es muy importante. Incluso dilatar con plugs anales puede ser beneficioso, siempre con cuidado y seguridad.

Cualquier duda, por favor, no olvides consultar a tu matrona, médico de cabecera, ginecólogo, etc.

Visita al Especialista. Endocrino – Control de Peso

Como ya os conté en los sentimientos que tengo por una nuena búsqueda después del aborto, mi peso se me ha descontrolado. Quiero comenzar una nueva búsqueda lo más sana posible y dado que he tenido problemas de Tiroides con mi embarazo, pues he ido a la endocrino para ayudarme con el control de peso.

Ya había intentado controlar mi nutrición, como os contaba en este post. Pero me resulta difícil seguir una dieta, la verdad. Es más, mi dieta no ha cambiado. No como en grandes cantidades, procuro evitar las cosas insanas. Os dejo el post en el que hablo sobre Preparados y Productos para que sepáis de lo que hablo.

La visita en el Endocrino

Después de dos horas de espera, una por haber llegado demasiado temprano y otra por lo atrasado que iban las citas, me atiende la endocrino. Le cuento que había tenido un aborto y le presenté la analítica que me mandó para las 4 semanas de embarazo. Las revisó y concluyó que la dosis de eutirox que me recetó era la correcta.

Me preguntó si la sigo tomando, le comenté que sí. Que iba porque había cogido 10 kilos después del aborto sin haber cambiado la dieta ni mis hábitos de vida y que me gustaría tener una nueva búsqueda, pero después de controlar el peso.

Me pidió que me subiera a la báscula. Ésta marcó 84,4 kgs y cuando se lo dije, miró con esa cara de “Uffff, es demasiado”. Hasta ahí me había dado a entender sin decírmelo que podría buscar sin problemas (vamos, que no sabía porqué había acudido).

Debo decir que es bastante amable, aunque siempre tiene cara de borde.

Conclusión en el Control de Peso

Después de aclararme que debía perder peso mejor antes de la búsqueda, me dijo que haríamos una dieta estricta. Lo primero que me dijo de ella es que no podía comer ensalada, ni verdura, ni un montón de cosas que me dijo a partir de las seis de la tarde. Que sólo podía comer proteína después de las seis. También que la intención es bajar la cantidad de carbohidratos que consuma.

Me chocó mucho con respecto a las instrucciones saludables de nutrición que había recibido con anterioridad. Contradice bastante a las recomendaciones de la OMS, así de primeras. Pero luego, cuando me la facilitó en papel, me he dado cuenta que hay cosas que tienen proteínas y no son carne.

La dieta que me mandó se llama “disociada”. Hay mucha información al respecto en internet si buscáis “Dieta Disociada” en un buscador. Por suerte las indicaciones son bastante fáciles de seguir.

Próxima Visita

Me ha puesto un mes de plazo. Dentro de 3 semanas deberé hacerme la analítica que me ha facilitado. Con bastante más cosas que de costumbre. Normalmente sólo me la hace de tiroides, pero en esta ocasión me la ha hecho un poco general. Y dentro de un mes, volveré para ver cómo ha ido ese Control de Peso.

Después de la visita no he podido evitar preguntar a un nutricionista de referencia que tengo su opinión sobre la Dieta Disociada y me la facilitó. Podéis leerla AQUÍ.

Así que bueno, me encuentro con contraindicaciones sobre la misma dieta. Pienso que sólo lo haré un mes, dado que seguir una nutrición sana y equilibrada no me ha ayudado a bajar de peso y lo necesito antes de una búsqueda.

Mis Emociones antes de la Búsqueda del Arco Iris

Siempre he sido yo quien ha tirado, empujado y hostigado “el carro” para convertirnos en padres. Tenemos que partir de esto para entender ahora todas las emociones que se me agolpan al pensar en darle un hermano a Niño Fúturo. He insistido mucho, de muchas maneras, para traer al mundo descendencia. Me inventaba mil razones por los que no nos podíamos dormir en los laureles.

Y llegó la pérdida… cuando Futurito Bebé se nos fue.

Cómo son las cosas ahora

Pues la verdad… se me han quitado todas las ganas de tirar, empujar y hostigar. Sigo queriendo tener más hijos y, preferiblemente, lo antes posible. Pero ya no soy quien pone los motivos, las razones ni las insistencias.

Veo que mi barriga crece. Seguramente sea un efecto psicosomático, pero cuando me miro al espejo… tiene el tamaño que debería tener si el embarazo siguiera adelante. Para mí es un dolorcito en el corazón, pero no me dejo achacar por ello. Estoy engordando, bastante… bueno, mucho.

Antes Papá Fúturo ponía el freno. Siempre “inventaba” una razón para atrasar la búsqueda. Sigue con esa mecánica… Pero esta vez es él quien decide, quien tira un poco. Está mentalizado que para fin de año estaré embarazada y no estamos buscando. Me exige que pierda peso (por mi propia salud y es lógico) antes de la búsqueda.

Pero… quiero perder peso por mi propia salud, pero no para una búsqueda. Quiero hacerlo por mi familia, quiero hacerlo por el bienestar de todos y cada uno de sus miembros. Por los que están, por los que podrían haber estado y por los que estarán. Lo quiero hacer “por”, no “para”.

Cómo haré las cosas

Pues, la verdad. Después de esta gran… “enseñanza”, creo que mantendré la búsqueda en secreto. O quizás no. Las hormonas son muy traicioneras conmigo y no puedo predecir el ánimo que tendré.

Escribiré todas las fases y, como siempre, las publicaré. Pero quizás no en las fechas en las que estaban ocurriendo. Todavía no lo sé, pero quizás… sólo quizás, sabréis de mi nuevo embarazo en el tiempo estándar de 12 semanas. Pero no por ello no escribiré en el blog.

Pensar en una nueva búsqueda me hace sentir con cierta animadversión. Animada por las nuevas y fantásticas vivencias que tendrá la familia. Adversión… por todo lo sufrido y lo sentido. Esa incertidumbre, candente, de que pudiera volver a pasar. Esa certeza de que ya ha pasado una vez y que has sufrido como no te esperabas sufrir.

Experiencia: Tests de Embarazo

Creo que todas las buscadoras tenemos ganas de saber si estamos embarazadas cuanto antes y nos dejamos llevar muy fácilmente por los piscosíntomas. No soy una excepción y mi imaginación tiene mucho poder. Aún así, tenemos que confirmar el embarazo con los tests de embarazo. Pero vamos por partes…

¿Qué son los psicosíntimas?

Pues síntomas de embarazo que nos inventamos… Y es que hay muchos, desde las náuseas, hasta dolores de tripa, pasando también por, como me ha pasado a mí, los dedos dormidos. Sí, había momentos en los que se me dormía la mano y yo estaba convencida que era por el embarazo, y eso que había ovulado hace un día… Pero como tuve síndrome de túnel carpiano las últimas semanas del embarazo y los primeros meses después del parto, pues estaba convencidísima que ahora estaba teniendo el síntoma desde ya porque estaba embarazada. ¡¡Qué traicioneros son los psicosíntomas!!

¿Otros Tests de Embarazo?

Pero tengo muchas cosas que contaros. Por ejemplo, los tests de ovulación pueden predecir el embarazo. OJO, ¡”pueden”! Si predijeran el embarazo no existirían los test de embarazos ultrasensibles. También pueden equivocarse y predecir un embarazo que no es real o no predecir un embarazo real. Por eso siempre hay que confirmar con un test de embarazo.

Esto ocurre porque la hormona LH (liberada durante la ovulación) se parece molecularmente muchísimo a la hormona hCg (segregada durante el embarazo) y, por tanto, la hormona hCg puede ser confundida por los test de ovulación como hormonas LH y, al ser más sensibles, detectar el embarazo antes que un test de embarazo. La posibilidad ahí está, pero no es la evidencia, por lo que nunca debe ser tomado como una predicción del embarazo. (os lo cuento también AQUÍ)

¿Qué tipos de tests de embarazo existen?

En el mercado, igual que pasaba con los tests de ovulación, hay una cantidad ingente de tests de embarazos. Igualmente, los hay más fiables o menos, más sensibles o menos. Como todo, se puede mirar y revisar por internet cualquier información o experiencia personal.

En mi caso, los que encuentro en farmacia son más caros, fiabilidad estándar (alta) y una sensibilidad reducida. No predicen el embarazo hasta después de unos días tras la falta. Mientras que he comprado unos que tienen una fiabilidad muy alta y una extraordinaria sensibilidad. En la caja se puede leer que predicen el embarazo hasta dos días después de la implantación. E, incluso, carecen de línea de evaporación con una fiabilidad del 98%.

¿Cómo funciona un embarazo? Sus Fases

Sinceramente, ignorante de mí, pensaba que la implantación era lo mismo que la fecundación, ¡pero nada más lejos de la realidad! La fecundación se produce en el momento que el óvulo y el espermatozoide se encuentran y fusionan. Que esto ocurra, no garantiza un embarazo de éxito.

Después comienzan un viaje bailando por las trompas de falopio donde el organismo estudia la compatibilidad del ADN del óvulo fecundado con el ADN del espermatozoide. Si decide que son compatibles, comienza la implantación. Pero en muchos caso, la mayoría, no existe la compatibilidad entre ese óvulo y ese espermatozoide, por tanto, no permite la implantación.

Por eso, las estadísticas nos dicen que la posibilidad de éxito de que una mujer fértil y un hombre fértil obtengan un embarazo con éxito es de un 20%. Cuando conocí esta cifra me impactó muchísimo, pero es comprensible que el margen de búsqueda de un embarazo de éxito en dos personas que se preven fértiles sea de un año y, después, comienza la búsqueda de posibles problemas que causaran la infertilidad, si ésta existe.

Pues ese “baile” entre óvulo y espermatozoide por la trompa de falopio dura entre 8 y 15 días. Se toman su tiempo para decidir el color de ojos de quién o los lunares de cuál… Así que no es previsible cuándo ocurriría la implantación.

Mi Experiencia con los Tests de Embarazo

Aquí tengo que contaros que en el día 23 del ciclo, 7 después de la ovulación (DPO), por la tarde, me tumbé un momento en el sofá y sentí unos pellizcos suaves en el útero. Fue muy extraño, no sé si era la implantación o no, yo quiero pensar que sí, porque fue en el día 8 DPO de la primera ovulación (siempre se cuenta la última ovulación, normalmente), por lo que encajaría en los días que comenzaría el proceso de la implantación. ¡¡Os podéis imaginar mi emoción!! Otro psicosíntoma por lo que confirmaba mi embarazo indudablemente. Por la mañana me había hecho el primer test de embarazo y había salido negativo, como me imaginaba. Pero las ganas de saber me podían, llevo realmente muy mal la incertidumbre (es algo en lo que tengo que trabajar muy seriamente).

Si era cierto que ese día era el día de la implantación, a los dos días, según el test que me había comprado, tendría que dejarse ver por los tests de embarazo. Así que el día 9 DPO, 25 del ciclo, me hice el siguiente test con el primer pis de la mañana (es en el que más se concentra la hormona hCg). Yo esperaba poder intuir una sombra de una sombra del test de embarazo. Pero nada, era un clarísimo negativo. Me llevé una decepción. A los dos días repetiría y estaría más claro.

Día 11 DPO, 27 del ciclo.

Según mi calendario de ciclos menstruales era el día que me tendría que venir la regla, por lo que esperaba que se pudiera ver un positivo claro. Pero nada, aunque si me esforzaba y le ponía ganas… yo era capaz de ver la sombra de una sombra. Al menos es lo que quería creerme. Os juro que poniendo el test en cierta inclinación respecto al Sol, se intuye muy lejanamente una posible sombra. Pero no lo consideraría un positivo por más ganas que tuviera. Al día siguiente me haría otra prueba.

Día 12 DPO, 28 del ciclo.

No sabía qué pensar, me he llevado un chasco con los tests. O no eran tan ultrasensibles, o tenían fallo de fabricación o la posibilidad de embarazo se desvanecía… Pero aquí sí se intuye una posible sombra de embarazo. Si lo veías con el Sol, se veía. Aunque en las fotografías no se apreciaba igual de bien por más que he buscado una foto buena. En persona se veía mejor yo me daba por satisfecha. Anuncié nuestro embarazo a Papá Fúturo.

Día 13 DPO, 29 del ciclo.

Aquí sí que la falta de regla es oficial y, sinceramente, lo gasté porque lo tenía, básicamente. Aquí se ve la sombra del embarazo hasta en la fotografía, aunque hubiera que fijarse muy bien. Me decepcionó bastante que siendo posiblemente un embarazo múltiple y siendo unos test de embarazo ultrasensible no fuera bastante más evidente el embarazo. Yo sí aprecio que la sombra se duplica día a día, en lugar de cada dos días como es lo habitual… Pero claro, sólo lo veo yo.

¿Lo veo porque tengo ganas de verlo y mi imaginación me juega malas pasadas o es realidad? Hasta la primera eco no lo sabríamos, pero sí…

¡¡¡ESTOY EMBARAZADA!!!

Por si no lo sabíais, me lo contó una amiga. Si no estás segura de ver correctamente el test de embarazo, puedes hacer una foto del test y poner filtros a través del móvil para confirmar si la sombra es real o no. Normalmente bastaría con ponerlo en negativo. Yo tuve que usar filtros más complicados para que pudieran verse…

Aquí os enseño una foto de los tests al natural y con la foto filtrada para que vosotras mismas veáis la diferencia. Son la misma foto. En mi caso he tenido que usar PicsArt, dentro de la app: Efectos – Colores – Invertir – Cantidad máxima y Luz Dura.

Fotos de mis Tests de Embarazo

Tests de Embarazo

Escucha”Experiencia: Tests de Embarazo – PM 13″ en Spreaker.https://widget.spreaker.com/widgets.js

Día de la Tierra 2017

Igual que el año pasado, vengo a daros más ideas ecológicas para cuidar del Planeta en el que vivimos, que, queráis o no, es nuestro verdadero hogar.

Para empezar, vengo a hablaros de los Kits Ecológicos. Nosotros llevamos usando un año y medio un kit solar con bombillas LED para el salón. Pero antes, os pongo en situación. El niño se ha dormido, tú ya has cenado, no necesitas nada más que un rato delante de la caja tonta para adentrarte poco a poco en ese estado de relax antes de dormir. ¿Cuánta luz necesitas entonces? Más bien la justa para no tropezar con el gato alfombra que tienes por ahí tirado, ¿o no?

En estos casos, desde siempre, hemos usado bombillas de bajo consumo. Pero descubrimos los kits de los que os hablo, Papá Fúturo (hombre mañoso donde los haya) montó la instalación en casa, y desde entonces disfrutamos de más luz por mucho menos gasto. Como se carga con energía solar, no gastamos de la red eléctrica, como son bombillas de LED dan mucha más potencia con menos energía. ¡Estamos realmente encantados con el sistema!

Por cierto, si no eres de los mañosos, se venden bombilla de LEDs también por separado, son más caras, pero os aseguro que es una inversión a favor de vuestra economía y a la ecología de todo el mundo.

Lo que os vengo a contar ahora quizás no sea para todo el mundo, pero llevamos muchos años usando y creo que es algo revolucionario que para cualquier amante de la naturaleza puede ayudar. Como es algo multiusos apto para todo amante de la supervivencia, os lo cuento, que el saber no ocupa lugar y si no es para vosotros, quizás sea para alguien que conozcas.

Os quiero hablar de la BioLite, pocas cosas conozco más ecológicas que ésta. Ahora tienen muchas cosas, pero cuando yo las conocí y cuando empezaron sólo tenían este producto como marca propia. Ahora tienen múltiples accesorios (también compramos éste y estamos super encantados).

Originalmente se trataba de una estufa que funcionaba sólo con palitroques que te encontrabas por el campo, pero tiene un agregado que transforma la energía calorífica que produce en energía eléctica de manera que alimenta un pequeño ventilador incoporado que ayuda a alimentar el fuego, por lo que lo hace más potente y a cargar cualquier aparato con cargador USB (móviles, tablets, etc.).

Además, con el acople que copramos después se puede calentar comida y hacer una barbacoa totalmente ecológica sin encendedores industriales de gasolina que contaminan demasiado y huelen fatal y sin tener que comprar carbón aparte. Por lo que igual que lo anterior, es una inversión que se traduce en economía para uno y ecología para el mundo. ¡Si te gustan las barbacoas, ¡éste es tu kit!! Más ecológico, pocas cosas en el mundo. (Por cierto, también lo tienes en Amazon).

Sólo me queda recordaros una cosa de la que os hablé hace muchísimo tiempo y nunca más he vuelto a mencionar. La Copa Menstrual, os recuerdo que aquí os cuento mi experiencia con ella.

 

Experiencia: Test de Ovulación

Como ya he anunciado en podcasts anteriores, voy a hablaros de mi experiencia con los test de ovulación. Es mi primer ciclo de búsqueda, por lo que no puedo certificar su resultado hasta el comienzo de mi próximo ciclo o un test de embarazo positivo. En ningún caso, un test de ovulación es garantía de embarazo. Se realiza para conocer mejor el ciclo menstrual de una mujer y ese conocimiento puede ayudar a tener un embarazo con éxito, pero no es imprescindible para quedarte embarazada si hay dificultades. Sólo es útil para conocerte mejor como mujer.

¿Qué son los Test de Ovulación?

Un test de ovulación consiste en unas tiras reactivas a la hormona LH. Esta hormona se libera cuando se produce la ovulación y se puede medir a través de la orina. Nos ayuda a conocer el mejor momento para tener prácticas sexuales y concebir un bebé. O todo lo contrario, cuándo no tener prácticas sexuales para evitar un embarazo.

Quizás te interese:
¿Los tests de ovulación pueden predecir un embarazo?
Test de Helechos a fondo

Se pueden comprar en la farmacia o, como todo, por internet. Hay mucha variedad de precios y es importante fijarse en la fiabilidad de las tiras y en las instrucciones de la misma, que también pueden variar. Yo compré en farmacia por la urgencia de realizar los test y tuve que comprar los que tenían disponibles, habría preferido otros más económicos e incluso más fiables, pero para realizar esta experimentación no tuve opción.

¿Cómo son los Test de Ovulación?

Los que he podido probar dan diez tiras reactivas que te recomiendan realizar a partir del día 10 del ciclo cada 24 horas hasta obtener una tira en positivo. Después, desechar el resto de tiras para el siguiente ciclo o, como están convencidos y te convencen de que te vas a quedar embarazada, para tirar. También traen un dispositivo que te indica si la tira es positiva o no a través de una pantalla.

Conozco otros test de ovulación que te recomiendan comenzar en el día 10 del ciclo cada 24 horas y, cuando se empieza a marcar un poco la posibilidad de ovulación, hacer la prueba cada 12 horas hasta que obtienes un positivo sin lugar a dudas. Eso ya es cuestión de quien se hace los test de ovulación.

Yo he seguido las instrucciones y me he hecho los test cada 24 horas, pero me las he seguido haciendo hasta que se han terminado las tiras de los test de ovulación. Así que en total me he hecho 10 tests de ovulación.

¿Cómo ha sido mi experiencia?

Día 11 del ciclo – Test 01

Me podía la emoción de empezar a probar, así que a las 17h comencé a hacerme la prueba con Niño Fúturo pululando por ahí. Conseguí que se quedara medianamente tranquilo y la pude realizar con relativa tranquilidad. Estaba muy entusiasmada por probar el cachibache.

Éste fue el resultado de aquél día, yo quería ver rayita aunque no la hubiera:

01

Día 12 del ciclo – Test 02

En este día estaba Papá Fúturo en casa, era día no lectivo y se había pillado vacaciones a mi solicitud. Así que mientras jugaban en el pasillo a la pelota, yo ahí entretenida a lo mío. Yo no noté nada raro, pero la ilusión me seguía pudiendo:

02

Día 13 del ciclo – Test 03

Esperaba que ya se viera algo más de rayita, posiblemente saliera un positivo. nos pillaba de viaje a casa de Abuelos Fúturos de MF (mis padres, vaya). Así que me lo hice en cuanto pude y fue bastante más tarde que las 24 horas. Pero no me sorprendió nada lo que vi:

03

Día 14 del ciclo – Test 04

Yo esperaba ovular este día, la verdad. Yo esperaba ver la cara sonriente y un positivo enorme de grande. Pero no fue así. Era el primer día que pasaba en casa de mis padres y no sabía cómo iba a poder realizarme la prueba, pero conseguí despistar a mi madre y me la hice:

04

Día 15 del ciclo – Test 05; Día 16 del ciclo – Test 06

Tendríais que verme cómo me he hecho los test en casa de mis padres para que no me pillaran porque mi madre enseguida se pensaría que estoy directamente embarazada… Buah, momentazos.

Esa mañana sentí perfectamente dolor de regla en el útero y un pinchazo enorme. Pensé que después de retirarme el DIU dejaría de notar la ovulación con tanta evidencia, pero no fue así. Sentí perfectamente como por la mañana, sobre las 10h ahí salía el óvulo a vivir su vida. Aún así, me esperé a la hora aproximada para realizar el test pensando que saldría negativo. Con eso de estar en casa de mis padres no pude hacer foto en directo para comparar del test sin aparato. Lo mismo me pasó con el siguiente, así que las junté.

Al día siguiente volvíamos de vuelta a casa y otra vez, durante el viaje, tuve un dolor de regla y un pinchazo enorme… Como era por la tarde y paramos en un área de servicio, me hice el test ahí. Que si en casa de mis padres es una odisea, en un baño público no tiene parangón:

05

Y sí, esto significa que, definitivamente, he ovulado dos veces este ciclo. Otra cosa es si ambos óvulos llegarán a buen término, pero los antecedentes están ahí… (os recuerdo que mi padre es mellizo y mi suegra es melliza).

Día 17 del ciclo – Test 07; Día 18 del ciclo – Test 08; Día 19 del ciclo – Test 09; Día 20 del ciclo – Test 10

Como he dicho con anterioridad, me hice todos los tests para hacer una comparativa fiable. No sabía si al día siguiente el test seguiría dando positivo, cómo sería. Así que os cuento. Ya volvía a estar en la comodidad de mi hogar y me lo podía hacer tranquilamente en la intimidad de mi casa. Como me esperaba, pero no me terminaba de querer creer, salió negativo

Y ya aquí la cosa se desbarajustó un poco. Me despisté a la hora de archivar las fotografías en la galería del móvil. Tener vacaciones y un niño pequeño es incompatible con la lucidez mental:

07

Como podéis ver, me hice todos los tests. Sabiendo lo que sé ahora, creo que me habría dejado alguno para demostrar si se pueden usar realmente como test de embarazo, cómo hacerlo y si da resultado (en caso de que este ciclo haya resultado positivo, por supuesto). Os lo contaré con más detalle en el post del Test de Embarazo.

¿Cómo funciona el Test de Ovulación?

Os hice la foto en el mismo día que me hacía el test con cada cada tira por dos razones. El resultado de test en la maquinita sólo está visible durante diez minutos después de obtener el resultado tras hacerse la prueba y, cuando retiras la tira, podrás verlo únicamente durante 3 minutos más.

Os lo cuento al detalle. Cuando insertas una tira, el aparato señala que espera recibir la prueba de orina, una vez que la recibe, parpadea durante 3 minutos para señalar el resultado mientras la tira se reactiva con la orina. Una vez que tiene el resultado lo muestra durante 10 minutos y si retiras la tira (aunque ya haya pasado una hora desde que te dió el resultado) te lo deja ver durante 3 minutos más. Esto pasa porque el aparato funciona con pila y si lo deja puesto de forma permanente, se gastaría la pila con la primera muestra.

La foto de la tira cada día la he realizado por si luego cambia perceptiblemente. Así podréis comparar en qué casos da positivo y en qué negativos aunque luego la tira desvirtúe el resultado que la reactiva.

Y aquí os dejo una foto recién hecha con todas las tiras señaladas en su día y en su hora (menos la del 14/04 que debí perderla y no la encuentro):

Todos

Ha sido una experiencia muy grata realizar los tests de ovulación. Ahora conozco mejor mi cuerpo y sé que puedo confiar en que me señala por sí mismo cuándo ovula. Quizás me anime a probar con otra marca por hacer la comparativa y desde aquí invito a que me hagáis recomendaciones de marcas, tests y me contéis vuestra propia experiencia para quien haya realizado estos tests.

Quizás te interesa saber también lo que es el Test de Helecho, AQUÍ.

Escucha”Experiencia: Test de Ovulación – PM 10″ en Spreaker.https://widget.spreaker.com/widgets.js

Maternidad en el Paro

Pensaba escribir este post cuando todo el litigio hubiera terminado, cuando hubiera podido cerrar el capítulo del todo y esta nueva aventura hubiera obtenido un sentido, una razón de ser… Pero ha ocurrido lo único que no me imaginaba.

El pasado 15 de febrero, tres días después del segundo cumpleaños de Niño Fúturo, me invitaron a una reunión privada con el director de mi empresa. Lo primero que pensé y que dije: “es para algo malo. Si es para algo bueno, te llama RRHH, si es para algo malo, es el director”. Y así fue…

Rescindieron mi contrato con palabras tan amables como “has hecho una labor prodigiosa en estos años que has estado con nosotros”. ¿Por qué me echaron? Tengo mi opinión, me dieron la suya y en la carta de despido pone otra cosa muy distinta.

Así que de la noche a la mañana pasé a ser una desempleada más de este país. El susto que me llevé al cuerpo os lo podréis imaginar. Esa inseguridad laboral repentina. Era lo mejor, sin duda. Estaba pasando por períodos depresivos por el trabajo y liberar esa carga ha sido muy beneficioso. Pero el miedo es mucho miedo.

El pasado viernes habría sido el final de este camino. El encuentro en la conciliación donde cerraría este capítulo, pero nada más lejos de la realidad. No se presentaron… Así que la pesadilla continúa. Es muy probable que ahora también os cuente esta parte del proceso.

Los primeros días fueron completamente de incredulidad. Niño Fúturo se había puesto malo y no debía ir a la guardería, tenía que encontrar quien se pudiera quedar con él… y repentinamente yo podía quedarme con él. Al día siguiente me había pedido el día de vacaciones, así que tampoco estaba siendo un día raro. El sábado fue el Madresfera Blogger’s Day y me distrajo muchísimo. Además, tenía un millón de proyectos pendientes de sacar adelante. Y llegó el lunes, el lunes en el que, por casa, todo volvía a la normalidad. Yo empezaba mis papeleos oficiales para normalizar mi nuevo estado laboral… Las cosas de Palacio, van despacio, amigos míos. Pero bueno…

A día de hoy todavía lo veo todo un poco incierto. Largas charlas interiores y con Papá Fúturo sobre cómo afrontamos este nuevo futuro. Decisiones importantes que tomar sobre la vida familiar por ese cambio laboral. Muchas cosas removidas dentro de mí sobre qué y cómo hacer. Y mucho miedo. Cuando tienes carga familiar, un despido se vive con otra perspectiva y el centro no eres tú mismo.

Escucha”Maternidad en el Paro – PM 09″ en Spreaker.https://widget.spreaker.com/widgets.js

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑