El lunes por la mañana la pasamos en el Hospital. Estamos teniendo la suerte de que nos coinciden las fechas de visitas y analíticas, cada una para cosas diferentes. De esta manera sentimos que aprovechamos la mañana. De lo contrario sería un ir y venir del hospital constante.

Lo primero fue ir en ayunas para analítica de sangre y Test de O’Sullivan. Lo que no me había dicho mi ginecóloga es que también incluía una analítica de orina, que tuve que entregar más tarde al tener que ser con la primera micción de la mañana, pero bueno, para lo demás fui en ayunas como convenía.

El Test de O’Sullivan se realiza principalmente para detectar la diabetes gestacional que puede sufrir una embarazada. Se da en hasta el 23 % de las mujeres y aumenta algunos riesgos en el embarazo y en el parto, conviene tenerlo controlado en caso de padecerlo.

La prueba consiste en sacar una muestra de sangre completamente en ayunas y beber un compuesto de glucosa con el cual deberemos estar una hora en reposo, sin ingerir nada más. Después nos volverán a sacar una muestra de sangre. Pude hacerle foto al compuesto de glucosa:

Test osullivan

Yo, por lo que me habían comentado, pensaba que aquello iba a tener un sabor a asqueroso curioso. Pero me encontré con la sorpresa de que tampoco estaba tan malo. Es muy dulce y sabe a azucarado, pero si te lo dan fresquito sin estar frío… y teniendo presente que estás en ayunas con un hambre de comerte a una vaca, tampoco está malo.

Todavía no tengo resultados, me los dan la semana que viene. Mientras tanto sigo con mi dieta normal basada en multitud de cosas que me prohibirían si diera positivo la prueba.

Justo al terminar, con 5 minutos de diferencia, tuve la Visita con mi Endocrino para revisar los niveles de TSH que me han dado en una analítica previa. Por lo visto ahora están dentro de lo normal para una persona sin nada a tener presente, pero en caso de embarazo, como el mío, son niveles todavía altos. Por lo que me ha aumentado la dosis de Euritox a tomar y he pasado de 50 mg a 75 mg… Pastilla y media hasta que termine el blíster y receta nueva para cuando tenga que comprarlo de nuevo.